Bicarbonato y limón para las axilas es una receta tradicional que nos ayuda a aclarar la piel oscurecida en la zona de la axila. A continuación te daremos más detalles sobre esta combinación ganadora.

La piel de las axilas es sumamente sensible, aunque a primera vista no lo aparente. Las axilas soportan los químicos de los desodorantes, las micro heridas provocadas por las rasuradoras, el calor de la cera depilatoria y la transpiración diaria.


Sin embargo, es la depilación en la zona de las axilas, más allá del método que se utilice para hacerlo, la que termina provocando un oscurecimiento en la piel, muy difícil de disimular y poco estético.

Por suerte, y para beneficio de todos, existe una solución casera, práctica y eficaz para terminar con este problema y devolverle la belleza a nuestra piel: las axilas pueden aclararse con el uso del bicarbonato de sodio y el limón.

Cómo utilizar el bicarbonato y el limón para aclarar las axilas

Las propiedades aclarantes del bicarbonato de sodio y del limón son bien conocidas para quitar manchas en la ropa, pisos y artefactos, pero, ¿cómo utilizarlos sobre la piel?:

1. Debemos cortar medio limón fresco y exprimirlo hasta obtener su jugo, que será depositado en un recipiente limpio.

blanquear axilas bicarbonato limon2. Agregar dos cucharaditas de bicarbonato de sodio al jugo de limón y mezclar hasta que el preparado quede homogéneo.

3. Sobre la piel limpia y seca de las axilas, colocar la pasta haciendo masajes circulares para que penetre lo mejor posible en los poros.

4. Dejar actuar la mezcla aproximadamente 15 minutos.

5. Retirar el producto con agua fresca.

6. Una vez que la piel se haya secado, puede aplicarse desodorante en las axilas.

Recomendaciones sobre el uso del bicarbonato y limón

● Es recomendable repetir el proceso de forma diaria hasta que la piel de las axilas se aclare.

● En el caso de pieles sensibles, puede rebajarse la mezcla con algunas gotas de agua y así volverla menos ácida.

● Con el fin de evitar un nuevo oscurecimiento de las axilas, es necesario eliminar el uso de máquinas rasuradoras (cuchillas). Entre los distintos métodos depilatorios, la cera es la que menos efectos de oscurecimiento tiene, por lo que es preferible esta opción.

● Lo ideal es no utilizar desodorantes o antitranspirantes debido a que los químicos de estos productos pueden alterar el color y la textura de la piel de las axilas. Entendemos que esto es difícil fuera de casa, por lo que proponemos hacerlo, por lo menos, durante las horas que pasamos en el hogar. Dejar respirar a los poros de las axilas es importante para mantener la salud de la piel.

● Al momento de elegir un desodorante para nuestras axilas, es preferible optar por alguno con extracto de limón. De esta manera nos aseguraremos de evitar el oscurecimiento de la piel y la mantendremos por más tiempo en condiciones.

● Para mantener la belleza de la piel de las axilas, es aconsejable exfoliar la zona una a dos veces por semana con un jabón especial, exfoliante de rostros. Este tipo de jabón está diseñado para ser delicado con la piel, por lo que no daña la superficie de las axilas. La exfoliación puede hacerse durante el baño.